Panamá, el país que no declara duelo por las miles de víctimas de la invasión

Fuente:  TVN

Era época navideña en Panamá y miles de panameños se preparaban para la noche buena, pero cinco días antes, Estados Unidos entró con todo su poder; destruyó la Nación, acabó con los villancicos y sembró angustia en las calles.

El 20 de diciembre de 1989 pasará a la historia como el día más doloroso para el país, pero el mismo no está en la memoria como día de duelo nacional.

 El coloso del norte llamó a la operación militar “ Causa Justa”, un nombre contradictorio hasta el momento para quienes llevan 27 años exigiendo a todos los gobiernos que la fecha sea recordada con pesar.

TVN-2.com conversó con el profesor e historiador panameño Rommel Escarreola, a quien desde una perspectiva histórica le preguntamos ¿Por qué el 20 de diciembre no es declarado como día de duelo nacional? El catedrático fue directo en su respuesta: “Tenemos gobiernos miedosos, pseudonacionalistas y entregados a Estados Unidos”.

El historiador va más allá y asegura que todo se debe a una falta de compromiso por parte de las autoridades. “Quieren estar bien con los Estados Unidos para recibir ayuda o algún beneficio, además les interesa que el gobierno norteamericano pase inadvertido los errores y mal uso de los fondos públicos en Panamá”, señaló Escarreola.

27 años después la herida que dejó la dictadura militar que se inició el 11 de octubre de 1968 y terminó el 20 de diciembre de 1989 no está cerrada en su totalidad. Aún hay muchas cosas que contar, incluyendo a las miles de víctimas de las cuales no hay una cifra clara.

En declaraciones a Noticias AM, Juan Planells, integrante de la Comisión del 20 de Diciembre, que se encargará de investigar lo relacionado con la invasión de Estados Unidos a Panamá en 1989, señaló que no será un trabajo fácil, investigar los hechos ocurridos en aquella fecha.

Planells también señaló que no había justificación para invadir a Panamá y causar tantas muertes. Igual postura comparte el profesor Escarreola, quien señala que no había necesidad de tal despliegue militar si lo que se quería era capturar al exdictador Manuel Antonio Noriega.

Noriega no era el único objetivo, ellos (Estados Unidos) querían destruir las Fuerzas de Defensa de Panamá (…) Las querían fuera del sistema político panameño”, señala el Catedrático universitario.

A las voces para que el 20 de diciembre sea declarado día de duelo nacional, también se unió la Defensoría del Pueblo, cuyos representantes se solidarizaron con la Asociación de los Familiares y Amigos de los Caídos del 20 de diciembre. Una organización que lleva una veintena de años exigiendo justicia para los caídos aquel trágico día en la historia nacional.

Señala un comunicado de la Defensoría del Pueblo que “el silencio, la impunidad y el olvido que se han tejido en torno a estos hechos son una flagrante violación del derecho individual y colectivo a la verdad”.

Recuerdan escritos que los estadounidenses dispusieron de 26 mil soldados de las unidades de elite, de los comandos navales, del ejército y la 82.ª División Aerotransportada para la invasión, mientras que las Fuerzas de Defensa Panameña sumaban apenas 12 mil efectivos y el país disponía de una pequeña fuerza aérea.