Una lucha solidaria por la verdad

Desde la Comisión 20 de diciembre de 1989, Juan Planells busca honrar a las víctimas de la invasión estadounidense a Panamá y que este hecho no pierda su importancia entre los panameños, pues cree en la conciencia colectiva  

Eliened Ortega |Lun, 16/12/2019 – 05:57

Cubano de nacimiento, Juan Planelles llegó a Panamá en 1961, donde estudió la carrera de ingeniería civil en la Universidad Nacional. 

En la actualidad, es rector de la Universidad Santa María la Antigua y encabeza la Comisión 20 de diciembre de 1989, cuyo fin es develar lo hechos ocurridos durante la invasión militar al país, e identificar a sus víctimas. 

¿Qué ha logrado la comisión?

Hemos completado los expedientes de varias víctimas y desaparecidos, para que estos y sus familias reciban sus respectivas compensaciones. 

¿Qué se ha conseguido a nivel internacional?

Con la Universidad de Washington, en Estados Unidos, pudimos lograr la desclasificación de documentos, que por años estuvieron ocultos y que involucran declaraciones de políticos y soldados estadounidenses. Esto nos permitirá completar parte de nuestra historia.

¿Cómo se identifican a las víctimas?

Muchas se han identificado por medio de análisis de ADN a restos que han sido exhumados y comparados con la información de desaparecidos. No se trata solo de cifras, fueron personas y hay que honrarlas. 

¿Por qué lo motiva esta causa? 

Me siento solidario con todos los inocentes que sufrieron este acto violento, que impactó nuestra vida republicana. Creo que todos debemos sentirnos así.

 ¿La sociedad actual conoce sobre este suceso? 

El que no sabe la historia no puede crearse un criterio, por eso nuestra misión es difundir y educar sobre este episodio en Panamá. La juventud sí tiene interés, pero hay que hacer más campañas.

¿Cuál es el reto de la organización?

En definitiva, que se reconozca la importancia de este hecho, que ha permanecido oculto a los panameños, porque es injusto que no sepamos nuestra historia.

¿Qué proyectos preparan? 

Tenemos un proyecto de divulgación nacional en marcha, la idea es involucrar a los jóvenes con nuestro mensaje y que no ignoren lo que nos marcó como sociedad. También, esperamos que la asamblea legislativa acoja el  proyecto, para que la fecha se considere día de duelo nacional, desde el 2020.